Jueves, 30 de junio de 2022
25.03.2009 - 14:19h. [ Comenta la noticia ]
0 comentarios
March Madness 2009 - Midwest Region Preview - Sweet Sixteen


#2 Michigan State vs. Kansas #3

Partidazo con letras mayúsculas el que nos espera el próximo viernes en el Lucas Oil Stadium de Indianapolis. Un estadio de primera, para un duelo de primera. Se espera bastante presencia de seguidores espartanos, ante la cercania entre ambos estados.

En enero tuvimos una previa en East Lansing, con los Spartans ganando sin demasiados problemas. Poco tendrá que ver lo que veamos este viernes con aquel partido. Esta vez estamos en pista neutral, aunque como ya hemos dicho, los espartanos tendrán cierta ventaja, al estar más cerca de casa. Pero la diferencia reside en que los de Izzo no han progresado tanto desde aquel enfrentamiento, mientras que los Jayhawks sí, mostrándose como un equipo sólido.

En dicho encuentro, Michigan State dominó el rebote, para variar, cometió menos pérdidas y supo contener a Aldrich. Collins se fue hasta los 25 puntos, pero tuvo muchos problemas con la defensa de Walton y cometió 8 pérdidas. Tyrel Reed fue el único Jayhawk, aparte de su dúo dinámico, que aportó algo. En los Spartans, como siempre, la cosa estuvo mucho más repartida, con Kalin Lucas siendo el máximo anotador de los suyos con 22 puntos.

Si algo podemos encontrar en este partido, son dos grandes entrenadores. Por lo que tendremos que estar atentos a las constantes variantes, que seguro van planteando tanto Tom Izzo, como Bill Self. El de Michigan ha logrado establecer a los Spartans en la élite y buena prueba de ello, aparte del título logrado en el 2000, es la constancia desde entonces. Han llegado al 'Sweet Sixteen' ocho veces, en los últimos 12 años. Sólo Duke supera dicha cifra, con diez apariciones. Izzo busca con ansia ganar un nuevo título y tiene Detroit entre ceja y ceja, desde que la 'Motown' fue designada sede de esta Final Four.

Bill Self no se queda atrás. Tras realizar un excelente trabajo, primero con Tulsa y después con Illinois, terminó en Kansas. Hubo algunas críticas en sus primeros años, pero se evaporaron el año pasado al conseguir el título, en una final de infarto ante Memphis.

Los Spartans llegan tras ganar sin problemas a Robert Morris y batallar de lo lindo ante USC, en el que me atrevería a decir ha sido el partido más físico hasta ahora del torneo. Mientras que Kansas sufrió las embestidas del genial Ben Woodside en primera ronda y tuvo un partido tranquilo ante Dayton.

Las claves para Michigan State pasan por dominar el rebote como viene siendo habitual, correr a la más mínima ocasión, ya que tienen muchos problemas en estático, limitar las pérdidas e intentar contener al dúo Collins-Aldrich. Izzo tiene una plantilla amplia, por lo que buscará un partido lo más físico posible. Intentará desgastar a Collins con Travis Walton, mientras que Suton, Gray y seguramente Idong Ibok, tendrán su oportunidad ante Aldrich.

En cuanto a Kansas, intentarán salir fuertes y coger ventaja en el marcador, para de esa manera meter prisas a los Spartans y forzar pérdidas. En algún momento veremos a Self utilizar una defensa en zona, ante la que tantos problemas tienen los de Izzo. Probablemente Aldrich sea el único jugador en busca del rebote ofensivo, ya que el resto bajará rápidamente a defender, para limitar las opciones de contraataque. Aparte de un buen partido de Collins y Aldrich, necesitarán que alguien más ayude en ataque.

Izzo ha montado un gran equipo, con buenos recruits en los últimos años, pensando en Detroit. Salvo sorpresa saldrá con: Lucas, Walton, Morgan, Roe y Suton. Un quinteto físico y batallador, al que le falta tiro exterior. La clave es el alero Raymar Morgan, si él está dentro del partido, los Spartans son difíciles de batir, si está fuera, son vulnerables. Estamos ante un jugador muy débil mentalmente. Si sus dos primeras acciones son negativas, que nadie le espere. Eso y la falta de mejora en el tiro exterior, le van a cerrar las puertas de la NBA.

Desde el banco salen Allen y Summers, y en menor medida Lucious, que aportan tiro exterior. Para ayudar por dentro, Gray y Green, con las apariciones esporádicas de Ibok. Un Draymond Green, que por cierto, está cerrando muchas bocas. Apenas fue reclutado, ya que muchos no le veían con nivel para la 'Big Ten' y está empezando a ser un jugador básico desde el banco para Izzo. Tiene buena mano, es físico, va bien al rebote y lo más importante, entiende el juego.

Nadie esperaba a Kansas a estas alturas, tras perder a su cinco inicial. Collins y Aldrich han tirado del carro, además de ir mejorando durante la temporada. Lo mismo que el novato Tyshawn Taylor. Los hermanos Morris son otros dos 'freshman' que ayudan en el rebote y se pegan con todo el mundo. Morningstar, Reed y Little complentan la rotación. Los dos primeros pueden ser peligrosos si el rival se descuida y les deja solos.

Pronóstico: Kansas pone a dos futuro NBA, Izzo pone un equipo. Salvo que los Jayhawks logren una ventaja importante, que ponga nervioso a los Spartans y éstos comiencen a cometer errores, es un partido que Michigan State debería sacar adelante.


#1 Louisville vs. Arizona #12

Que nadie piense que estamos ante un partido fácil y cómodo para los Cardinals, porque Arizona sea un seed 12. Los Wildcats tienen tres futuros NBA en su equipo, con dos de ellos como posibles lottery picks, Budinger y Hill. Aunque todo sea dicho, han sabido aprovechar un cuadro fácil. Empezando por su partido ante Utah, un equipo muy flojito y que dejó una imagen bastante pobre, para después encontrarse con una cenicienta como Cleveland State, que tras eliminar a Wake Forest, dejaron ver sus carencias ante los de Pennell.

Los Cardinals no llegan como para tirar cohetes. Pitino se ha visto obligado a utilizar más minutos de los deseados a sus jugadores referencia. En primera ronda tardaron en sentenciar a Morehead State y tuvo que aparecer un sensacional Terrence Williams, para evitar el batacazo ante una batalladora Siena.

Louisville, al igual que los Spartans, también se sentirá como en casa en este enfrentamiento, ya que su campus está cerca de Indianapolis.

Arizona llega tranquila y sin nada que perder. Nadie les esperaba a estas alturas, es más, ya comentamos que surgieron críticas por su inclusión en el torneo. Esta plantilla ha pasado de todo durante los últimos años. Empezando por los problemas de su legendario entrenador Lute Olson, las rencillas con el inaguantable Kevin O’Neill, la vuelta de Olson para acabar retirándose al poco tiempo, para terminar con un comentarista de radio como Dustin Pennell. A eso hay que sumar los jugadores que pidieron el transfer, más la pérdida de algunos recruits importantes, destacando Brandon Jennings, ahora en Roma.

La Universidad está cansada de tanto movimiento y ya han dejado claro que Pennell no seguirá. Tratarán de firmar a alguien que aporte estabilidad y un proyecto largo. A pesar de todo, los jugadores están respondiendo a su entrenador. En vez de volverlos locos, ha tratado de hacerlo todo bastante simple. Aprovechando el talento de Budinger y Hill, además de dar más minutos y responsabilidad a un Nic Wise, que sube como la espuma.

Esta temporada hemos podido ver las dos caras de los Wildcats. La buena ganando a UCLA, Gonzaga o Kansas y la mala perdiendo contra UAB, Stanford o Washington State. Está por ver la que mostrarán el viernes.

Para tener opciones, su trio estelar debe rendir como se le supone y evitar los problemas de faltas, ya que no disponen de banquillo. Zane Johnson es un buen tirador de tres, que podría ayudar ante la posible zona de Louisville. También necesitan algo más de dos jugadores como Horne y Fogg. Aparte de estos seis, que nadie espere mucho más.

Toda la presión es para Louisville, número uno de la nación y flamante campeón de la poderosa Big East. Para Pitino es Final Four o fracaso.

Ante la falta de rotación de Arizona, los Cardinals ejercerán su constante presión en toda la pista, rotando a sus exteriores, con la intención de ahogar a Nic Wise.

Veremos cómo responden en ataque ante la más que probable zona de los Wildcats, ya que hombre contra hombre, Arizona no tendría manera de parar a Terrence Williams y Earl Cark.

Personalmente no entiendo como la 'Big East' comparte el premio del jugador del año entre Thabeet y Blair, y no incluye a Williams. Un jugador todoterreno, que como ya dijimos en la previa de la región, hace de todo y lo hace bien.

Ojo por dentro al novato Samardo Samuels, que parecía que la temporada se le estaba haciendo larga, pero que ha anotado en dobles dígitos en los últimos partidos. Tanto él como Clark, pueden meter en problemas de faltas a Hill.

McGee, Sosa, Smith y Knowles se reparten los minutos exteriores, cada uno de ellos aportando diferentes cosas.

Pronóstico: El refugiarse en una zona no será suficiente para parar a Williams y Clark. Además, la constante presión de los Cardinals, hará mella en Wise. No deberían tener problemas los de Pitino para sacar el partido adelante.


Compartir noticia:  Facebook |  Twitter |  Menéame |  Digg |  Del.icio.us |  Technorati |  Yahoo! My Web   


Noticia publicada por Josemi Diz

0 comentarios
Danos tu opinión
Danos tu opinión
Nick:


Comentario:


Código de seguridad: 4924

Por favor, necesitamos que reescribas el código de seguridad para asegurarnos que no se trata de un robot:


Patrocinadores: Federación Española de Baloncesto           Marina Esports           Basket Málaga

© BasketMe, 2006-2011   RSS   |   Live scores   |   Aviso legal   |   Contacto   |   Colabora con nosotros   |   Créditos