Inicio » Noticias de OTRAS
Los Rituales del basket, una parte mas del juego
BasketMe  | 12.10.2016 - 09:52h.
Imprimir esta noticia |  0 comentarios |  [ Comentar la noticia ]

El mundo del deporte siempre ha estado lleno de jugadores con supersticiones, con diversas e incluso raras me atrevería a decir sin equivocarme. El baloncesto no escapa de ellas, y muchos son los jugadores que tienen un mismo ritual antes o durante un partido por el hecho de que esa acción le ha dado suerte. Al final se acaba atribuyendo a la superstición.

Entre los muchos casos de rituales que hay en el mundo del baloncesto, hay uno concretamente que siempre cuento cuando sale este tema con compañeros de profesión, como le llamo yo el “ritual Harstad”.


Bob Harstad era un jugador nacido en Minnesota que llegó a España en la temporada 1996/97 para enrolarse en las filas del Caja Cantabria en la primera edición de la Liga LEB. Aquella temporada, el Caja Cantabria sería el mejor equipo de la competición ganando el doblete (Copa Príncipe y Ascenso a ACB). El Ala-Pívot de Minnesota fue el claro dominador de la competición, el mejor jugador de la liga.


El jugador Norte Americano, contó su ritual que le había acompañado durante toda la competición una vez logrado el ascenso a la ACB. Harstad se pasó todo el año cenando la noche previa a los partidos dos pizzas familiares en su domicilio, según él, ese ritual era como una pócima mágica.


En los partidos fuera de Torrelavega, Bob, también se las ingeniaba para continuar con su particular ritual. El jugador Americano, acompañaba a sus compañeros a la mesa del hotel y posteriormente, antes de acabar se retiraba a su habitación a pedir a la pizzería de turno sus dos pizzas familiares y cumplir de esta manera su ritual.


 


Bob Harstad


 


Las costumbres de los deportistas van más allá de rituales tan “extraños” como los de Bob Harstad. Un clásico ya comienza en la misma pretemporada con la elección del dorsal para toda la temporada. Los jugadores eligen su número en función de recordar el día del nacimiento de un hijo/a, de su cumpleaños, del día de su debut como profesional... Muchos buscan el factor suerte asociado a un número.


El vestuario: calcetines, ropa interior o zapatillas son otros de los rituales que más siguen los jugadores de baloncesto. Jugadores que cuando estrenan zapatillas, si ese partido pierden ya no se las ponen más y quedan con un solo uso. Con los calcetines ocurre algo similar, repiten los mismos hasta que su equipo pierde. Hay casos de jugadores que han tenido más de 10 victorias consecutivas con los mismos calcetines. Suponemos que entre partido y partido los han lavado.


Las prendas de vestir no se escapan de supersticiones curiosas. Se conoce un jugador que en los calentamientos de su equipo no se separa de su chaqueta de chándal, da igual que haya 1 grado o 40, él siempre la lleva puesta en la previa de su partido.


En Lleida, todavía recuerdan a un Pívot africano, Djimadoum Bandoumel, tenía como superstición llegar y marcharse del campo totalmente trajeado como un ejecutivo, hasta ahí todo sería normal sino fuese como curiosidad que combinaba sus trajes con unos calcetines de Superman.


Yo al final, opino que el deporte no sería igual sin los rituales y supersticiones de las grandes y no tan grandes estrellas del deporte.





Compartir en Facebook la noticia    Twittear la noticia


Noticia publicada por BasketMe

BasketMe

0 comentarios
Danos tu opinión
Danos tu opinión
Nick:


Comentario:


Código de seguridad: 5419

Por favor, necesitamos que reescribas el código de seguridad para asegurarnos que no se trata de un robot:


 

BasketMe busca colaboradores y corresponsales




BasketMe © 2018 Todos los derechos reservados. BasketMe no se hace responsable del contenido de sitios externos.
Aviso legal   |   Contacto   |   Créditos   |   Desarrollada por XGS